Ir al contenido principal

MUJER VIAJANDO SOLA POR INDIA

FECHAS DE VIAJE: Mayo de 2014.
COMO LLEGÉ: Con la aerolínea Jet Airways desde Madrid a Delhi con una Escala en Bruselas.
CON QUIEN VIAJÉ: Yo sola.
METEOROLOGÍA: Mucho calor: mínimas de 30º y máximas de hasta 46º en la capital y en las ciudades del desierto de Rajastan. Algo mejor en otras zonas del país con mínimas de 22º y máximas de 33º.
SITIOS VISITADOS: Ciudad vieja de Delhi, Nueva Delhi, Khajuraho, Varanasi, Orchha, Agra, Jaipur, Jodhpur, Jaisalmer, Bikaner, Chandigarh, Amritsar y Attari (Frontera entre India y Pakistan).

Gran bandera de India en Nueva Delhi

La razón por la que viajé a la India:
La historia de este viaje comenzó en enero, cuando en la FITUR asistí a una rueda de prensa de Turismo India, donde al término sortearon dos billetes de avión a este país. Sorprendentemente  fui una de las ganadoras de uno de los billetes por cortesía de la aerolínea Jet Airways.
Como no podía utilizar el billete en verano, fecha en la que mi familia podía acompañarme, tuve que viajar sola y en uno de los peores meses para visitar el país: mayo.

Viajar por libre a India:
Pese a haber viajado por todo el mundo y haber visto muchas cosas, reconozco que el viaje a  India cala hondo en un mochilero. El choque desde occidente es fuerte y admito que en general me pensaba que la India iba a estar más desarrollado de lo que realmente está.

El viaje a India para un viajero independiente tiene alguna dificultad. El mayor problema con el que me encontré y casi el único, fue la de moverme por mi cuenta en las ciudades, ya que las calles no tienen nombre, no hay indicaciones, las distancias son enormes y todo está lejísimos.
La comunicación con los locales nunca fue un problema, ya que aunque no todos hablan inglés, es fácil encontrar a gente que sí que lo hable. En un  grupo de cuatro o cinco personas siempre hay alguien que te entiende. En todo caso los indios son bastante avispados y tienen habilidades comunicativas en caso de no entender el idioma.


Foto con mujeres en India

Aunque India es un país acostumbrado al turismo, a los habitantes les produce cierta sorpresa encontrarte. Los turistas son el centro de miradas, sobre todo en sitios donde no se espera encontrar al turista, como en el transporte publico o fuera de circuito turístico, donde se puede llamar mucho la atención. 

Los locales te piden sacarse fotos contigo a cada momento, sobre todo en los sitios turísticos, ellos lo denominan “Snap”. Cuando te estás sacando fotos con una familia, otras comienzan a hacer cola y en ocasiones estos momentos se eternizan y te pueden llegar a estropear la agenda prevista del día de lo que se alargan…
Por otro lado India es la panacea de los fotógrafos, ya que los locales se dejan fotografiar sin pedir nada a cambio e incluso posan para ti.


Grupo de chicos posando para foto en India

El viaje para una mujer en solitario puede tener momentos de acoso por parte de los locales, pero en ningún caso llega a ser peligroso. A la mujer se le ve más débil y acosan más  para sacar dinero, sobre todo los falsos guías. Lo mejor si se es mujer y especialmente si se viaja sola, es vestir prudente, llevar gorro y gafas de sol para intentar no llamar la atención.
Por supuesto también hay que ser psicológicamente fuerte y no hay que ceder ante las presiones de los liantes manteniendo siempre una sonrisa educada.
Muy importante es tener el planing del día bien estudiado: a donde se quiere ir y como llegar. Si tenemos que preguntar a alguien, ver si esa persona nos puede ayudar, sino, hay cortar por lo sano y acudir a otra. En realidad la gente es encantadora y pese a que hay liantes, la mayoría de la gente es muy amable y ayuda. 
India es un país de hombres, cuesta ver mujeres trabajadoras y activas en el día a día… hay hombres por todas partes!!. En estaciones de tren, metro y otras, existen colas habilitadas sólo para mujeres, así como salas de espera y el turista tiene siempre su lugar específico para ubicarse en lugares públicos. 


Mujeres vendiendo en India

Alojamiento:
Es viable viajar por India sin reservar los alojamientos con antelación, sólo hay que saber cual es la zona de alojamiento barato de la ciudad, decir al tuk tuk que nos lleve a esa zona, y buscar el hostel por allí. No dejar nunca que nadie nos lleve a un hotel, porque nos cobraran más. 
Delhi: New King hostel, 200 rupias la habitación privada con baño. Bien situado en un callejón de Main Bazar en el barrio mochilero de Paharganj. Hostel no recomendable, demasiado sucio y cutre. Intentaron venderme tours y billetes a toda costa y en cuanto les dije que ya tenía mis billetes de tren comprados, no me volvieron a hablar durante toda mi estancia.
Varanasi: Baba Hostel, 200 rupias por noche en habitación privada sin baño. Muy bien situado, al lado del rio Ganges y tan sólo a unos minutos caminando de los principales Ghats (escaleras que bajan al rio) de la ciudad. Sólo recomendable a mochileros no exigentes.
Orchha: Sunrise Hotel, 400 rupias la noche en habitación privada con baño. Bien situado, a 5 min del centro y se puede ir caminando a los palacios y templos de la pequeña ciudad. Aunque pagué el doble que en los alojamientos anteriores, éste no estaba mucho mejor. 
Agra: Pyrenees homestay, 200 rupias la noche en habitación privada con baño. Está ubicado en un barrio residencial a unos 25 min caminando al Tal Majal. Se puede llegar a la ciudad vieja y al Fuerte Rojo en tuk tuk compartido. Es un hostel básico pero está muy limpio. Recomendable. 
Jaipur: Pearl Palace hostel, 200 rupias por noche en habitación compartida sin baño. Está ubicado en un barrio residencial lejos de la ciudad vieja, donde se ubican la mayoría de los hoteles de la ciudad. El hotel está limpísimo y la decoración es exquisita, en definitiva es todo un señor hotel. Muy recomendable. Para ir a la ciudad vieja se puede coger el transporte público.
Jodhpur: Shivan Paying Guest House, 200 rupias por noche en habitación privada con baño. Muy bien situado a menos de un minuto de la plaza del reloj y a unos 20 min caminando de la entrada del fuerte de de la ciudad. El hostel no está mal, recomendado sólo a mochileros no exigentes.
Jaisalmer: Joe´s Guest house, 200 rupias por noche en habitación privada con baño. Muy bien ubicado, fuera de fuerte, pero en la ciudad vieja justo enfrente de uno de los palacios de la ciudad. Es un hostel básico pero muy limpio y con algo de encanto. Recomendable.


Habitación de hotel en Jaisalmer

Bikaner: Deluxe hotel, 200 rupias la noche en habitación privada con baño. Bien ubicado, muy cerca de la estación de tren y a unos 20min caminando del fuerte de la ciudad. El hostel estaba sucio y cutre, no recomendable.
Chandigarh: Divyadeep Hotel, 1100 rupias la noche en habitación privada con baño (no hubo manera de conseguir algo más barato). Es un buen hotel, situado en la zona de alojamiento barato de la ciudad. Recomendable, aunque no está limpio del todo.
Amritsar: Hotel Golden Heritage, 450 rupias la noche en habitación privada con baño. Muy bien ubicado en la ciudad vieja y a tan sólo un minuto caminando al templo de oro de la ciudad. Aceptable y recomendable, aunque no está del todo limpio.

Religión: 
El hinduismo conforma la religión mayoritaria y se nota ante una minoría musulmana que me costó encontrar. La religiosidad hindú que se vive en los templos y en las ciudades santas es inmensa y es difícil no verse impregnado de esa espiritualidad que marca sus tradiciones y su forma de vida. Me impresionó la capacidad de interpretación que tienen los hindúes de su religión.


Adorando en templo Hinduista India

Transporte, viajar en tren por India:
Para moverse por el país lo más cómodo y barato es el tren, para un mochilero a partir de la 3ª clase (aire acondicionado) está bien. Esta clase es barata y se viaja cómodo. No recomiendo la litera superior porque se pasa frio por el aire acondicionado. 
Durante mi viaje y por cuestión de encontrar plazas para seguir mi itinerario, probé diferentes clases en tren. Hice un trayecto nocturno en clase sleeper (sin aire acondicionado, sólo ventiladores) donde se pasa mucho calor en las horas centrales del día, pero las noches son fresquitas. No hay nada que temer a esta clase (sleeper) que en ocasiones está tan mitificada por los viajeros, yo por lo menos no viví aglomeraciones ni agobios. Aunque no fue donde más cómoda viajé, pero si donde mejor me lo pasé con los locales. 
Otros trayectos diurnos de corta duración los hice en second sitting (sentada sin aire acondicionado) y otros en trenes express con aire acondicionado y comida a bordo.
Para conseguir los billetes de tren hay que comprarlos con muchísima antelación, sobre todo en la temporada en la que yo viajé (mayo) ya que es cuando los colegios dan vacaciones y viajan todas las familias. En los trayectos más concurridos es prácticamente imposible conseguir billete en meses... Jamás imaginaria que los indios pudiesen reservar y planificar su viaje con tanta antelación, pero así es!.


Vagon cama en 3ªclase en tren India
Vagon cama en tren india 2ª clase

Yo llevé los primeros tramos de tren comprados ya que la entrada y la salida a la ciudad de Varanasi estaba muy masificada, los demás los fui consiguiendo sobre la marcha, alternando también viajes en autobús. 
Compré los billetes de tren en la web cleartrip. Una vez allí, tanto el resto de billetes de tren como los de autobús los conseguía en los hostels o en agencias de viaje, que aunque se quedan con una pequeña comisión, sale a cuenta antes que desplazarte a las estaciones a comprarlas.


Viajar en autobús por India:
Una opción para cuando no se consigue billete de tren. Las comunicaciones en autobús entre ciudades cercanas, turísticas y grandes son buenas: hay varios servicios diarios y se puede elegir viajar con aire acondicionado, sin él o en bus cama. Sin embargo, los trayectos menos transitados sólo los cubren empresas locales y los autobuses no suelen tener aire acondicionado. Si se viaja de noche sin aire acondicionado no hay problema, ya que por la ventana entra fresquito y se puede hacer.


Bus cama en India

Para moverse dentro de las ciudades es complicado moverte por tu cuenta, sobre todo en ciudades grandes. No hay carteles, ni nombres de calles escritas por ningún lado y las distancias son enormes. Yo me moví caminando siempre que podía. Lo más común es desplazarse en los tuk tuk, yo recomiendo (salvo alguna excepción), cogerlos siempre sueltos, no por día o horas que salen más caros.
Al contratar los tuk tuk es siempre donde se dan los mayores engaños al turista, hay que regatear hasta un 50% más o menos. En caso de no querer llevarte por ese precio, hay que seguir buscando, ya que SIEMPRE vas a encontrar a alguien que te lleve, porque aun contando el regateo estás pagando más de lo que paga un local. Lo ideal sería que activasen el taxímetro, pero en la mayoría de los casos se niegan a hacerlo. 


Tuk Tuk en Jodhpur India

Hay ciudades en las que existe transporte público, aunque es difícil de controlar ya que no hay información de las líneas,  yo lo utilicé en varias ocasiones. En las ciudades pequeñas lo ideal es moverse caminando.
Las ciudades son caóticas con mucho ruido y trafico, cruzar las calles es un peligro y en general están muy sucias. No existen las papeleras en las calles y en muchas ocasiones me tenía que guardar la basura en el bolso para tirarla horas después cuando regresase al hostel o cuando entrase en un monumento, ya que en estos sitios hay papeleras, aparte de estar limpios y cuidados.

Comidas:
La comida abundante en India es la vegetariana, existen restaurantes que intentan atraer a los turistas colgando carteles de “comida no vegetariana”… eso era algo que me producía mucha risa. 
Yo soy vegetariana y me he sentido muy bien en India, nunca, en ninguna parte del mundo me había sentido tan segura e integrada en un restaurante. Pese a que la comida india sabe buenísima, me sentaba muy mal, así que tuve que privarme de ciertos menús (sobre todo con salsas) y comer alimentos fritos y más elaborados. No probé nada de comida callejera.


Thali: comida tipica India

Presupuesto viaje a India:
India es un país muy barato, pero en ocasiones hay que regatear. La mayoría de los productos industriales (sino todos) vienen con los precios marcados, por lo que si se está atento, no hay posibilidad de engaño.
Coste total del viaje India 25 días (sin contar billete de avión, sólo pagando las tasas): 475 euros. El coste de mi viaje por día ha sido de 15 euros.

Sígueme en redes
Siguenos en Facebook Síguenos en Twitter Sígueme en Instagram

También puede interesarte:
Ciudad vieja de Delhi por libre
Khajuraho y los templos eroticos de India
Orchha, palacios, templos y cenotafios en India
Varanasi, ciudad sagrada en el Ganges
Agra en un dia: Taj Mahal, fuerte rojo y gran mezquita
Jaipur: Fortalezas en Rajastan
Jodhpur: Fuerte Mehgangagh y torre del reloj
Jaisalmer: Forteleza en el desierto del Thar
Bikaner: Ruta por el desierto de Rajastan
Chandigarh, capital del Punjab Indio
Amrtisar: El templo de oro en India
Attari: Cierre de la frontera entre India y Pakistan
Nueva Delhi en metro